Albacete: 967 50 64 75 | Cuenca: 969 211 173

¿Sabías de donde viene la frase de “mejor comer marisco en los meses con R”?. A continuación lo explicamos.

Se trata de un dicho popular que se remonta a hace 40 o 50 años, donde el consumo de marisco se hacía de menor forma en los meses de mayo a agosto.

El mito se basa en dos factores. El primero es que hasta los años 40 del siglo pasado, los sistemas de refrigeración eran poco fiables, por lo que la garantía de conservación en buenas condiciones del producto del producto no era del todo segura, lo que provocaba la desconfianza del marisco en los meses de más calor por su riesgo de descomposición.

El segundo se debe a que la mayor parte de las especies consideradas como marisco tienen su ciclo reproductor entre los meses de mayo y agosto. Durante este período, estas especies pierden peso, las hembras desovan, su carne se vuelve blanda y pierde sabor y textura. Como se dice en Galicia: “se queda vacío”, por lo que la calidad del marisco disminuye. Bien es cierto que esta regla no se puede aplicar de igual manera a todas las especies por no tener el mismo ciclo reproductor.

En resumen,que gracias a los métodos de refrigeración actual, los mariscos pueden conservarse por mayor tiempo y disfrutar en cualquier época del año.

Y como la veda no es aplicable de igual forma a las diferentes clases de mariscos, cabe destacar que tenemos una gran variedad de mariscos y opciones para disfrutar en todas las estaciones del año.

Por otra parte en las épocas de reproducción del marisco estos productos son traídos de fuera y son almacenados en cetáreas para venderlos durante el verano.